¿Qué se hace con lo que se sabe que será?

Advertisements

Karma

Va y viene.

en que momento decidí que lo ideal era pagarlo de una vez.

y ahora me enfrento a mi karma y quiero patearlo lejos, sin consuelo.

El ángel para tu soledad se fue

Usted
nublado de las tinieblas
sin presente
sin futuro

Usted
con velos y carcasas oscuras
rodeado del mal
ahogado en hechizos de magia negra

Usted
que elije el camino sin salida
que confuso acusa al bien de motivos sin sentidos

Usted
que recibió un sin fin de manos para rescatarlo de esa laguna gris
de esa confusión

Usted
perdido
confuso
equivocado
perdió la última oportunidad de humanidad y claridad que esta vida le presentó

Ahora su ángel no existe más
porque le teme
porque se asusta
porque su amor propio puede más

Porque el ángel de la luz y paz desiste de lo irreversible.

Donde siempre

Vengo a parar acá
donde siempre
a pausar la consciencia
a mirar y no observar
a sentir sin sentimiento
a respirar sin olfato.

Vengo a pedalear donde siempre
a ser yo sin filtro
sin juicios
a tener un momento donde todo es real.

Anzuelos de papel

Preferís eso de conversar por nada
¿cuántos años ya?
Más de 3 seguro
De allá en las sierras secas,
De la ciudad de chistes tatuados en la tonada.

Ni sé porqué,
Mucho menos cuando me acostumbré a tus saludos.

Jamás entenderías mi poesía
Porque tu simplicidad es simple
No es mediocre
(De alguna manera la admiro)

Vos, de nombre común
De nombre repetido
Que sé quien sos
Pero no te conozco.

Te gusta así
Sin conocer
Talvez para imaginar,
Y a mi,
Que me intriga y no sé porqué.

No me imagino cosas
No chateo con nadie de nada
No saludo a nadie que no conozco
No prefiero no saber
Ni fantaseo nada.

Y vos sos así
Que no abrís
Que tirás anzuelos de papel
Y desaparecés sin imagen
Ni recuerdo
Hasta el próximo saludo.

Somos dos

Somos pocos los poetas en Porto Alegre.

Que pedaleen y les guste el mismo rincón de la ciudad
Que les guste sentarse de espalda al Iberé Camargo
a observar el Guaíba en silencio
Que ignoren los coches pasando
Y miren con nostalgia fantástica al Gasómetro,
Somos dos.

Quién diría
Que otra alma venga a sentarse acá
En un horario cualquiera
A contemplar lo que es
Y lo que era.

Ando ganas

Ando ganas
Muchas ganas
De entrar en un café viejo
De esos porteños
De madera, con olor a viejo
Con historias contadas
Con libros leídos
Con poesías escritas.

Ando ganas
Muchas ganas
De hacer la mochila
Subirme a un avión
Y visitar un país remoto,
De esos con historias contadas
Con mitos y héroes fascinantes.

Ando ganas
Muchas ganas
De un refugio de montaña
Esos lejos bien arriba
Con ventana hacia la cumbre
Con los picos irregulares y paredes de granito que intimidan.

Ando ganas de la vida
Con menos gente
Con mas autenticidad
Con aventuras a ser vividas
O ya pasadas
Con gentes de esas que saben y comparten
De esos que alucinan por su forma de abrazar la vida.

Fernet con coca

Recuerdos de Córdoba
Del Café de la Esquina, en Belgrano
Charlas infinitas
a veces con él, ellos, todos o conmigo misma.

El fernet con coca es algo tan argentino
Tan distinto e infinito.

Te traje uno una vez y no te lo di
Porque en esos vaivenes de nuestra vida te iba
Y me lo acabé tomando.

No me acuerdo porqué
No importa el porqué

Era un iba
Te iba o te ibas
Pero no estabas
Como ahora
Que no estás.

Ahora te fuiste
No se porqué
Y ya casi no me importa el porqué.

De a poquito el vaso se va quedando mitad vacío
Como con el fernet
Lo voy tomando
Y se acaba
Se apaga
Se va
Fue.

Filosofía Urbana 

Preguntarse el sentido de la vida,
es como preguntarse el sentido del universo, dice el Chino.

Había preguntado por el existir
Le había respondido,
Y completamente segura,
Que para ser felíz.

Existimos para ser felices
Y las opciones se presentan en innumerables formas
Pero sé
Cuando estupideces inundan mi mente
Que el camino es uno.

Filosofía urbana
Liviana
De Amarula y pucho indeseado en el balcón
De domingo citadino
De noche fresca
De septiembre revuelto
De amigo que deja de serlo por chiquilinada que ignoro
De chiquilinada que me intriga poco y nada
De ganas de abrazar esa existencia que el Chino insiste en llevar liviana.

Filosofía urbana
Que alivia
Que me hace sonreír
Que me encanta
Y abraza.

Advertisements